La economía de la abundancia y la escasez

In Ahorro
Scroll this

Cuando pensamos en economía enseguida se nos viene a la cabeza el dinero.  Pero en realidad va mucho mas allá y es algo que usamos desde nuestra niñez…

Hay un par de conceptos que debemos de tener siempre bien presentes, la abundancia y la escasez.

Usualmente tenemos escasez de dinero, por eso creamos sitios cómo este para hablar de finanzas personales para manejar esa escasez.
A lo largo de la historia algunas bienes escasos pasaron a ser abundantes y algunos abundantes pasaron a ser escasos.

Por ejemplo, el tiempo hace muchos años abundaba, nadie se preocupaba por el “no tuve tiempo de hacer esto o aquello” sin embargo ahora es algo que debemos aprender a manejar, pues nunca nos sobra (además, algo que es claro es que es limitado)

Otra cosa que suele pasar de un bando a otro es el espacio, yo antes vivía en una casa y el espacio abundaba, ahora vivo en un departamento y el espacio es menor, por lo tanto debo aprender a manejarlo.

En estos ejemplos que doy, queda latente que necesitamos manejar la economía del tiempo y la economía del espacio.

En regla general, algo que escasea nos lleva a ingeniarnos, cuando algo abunda nos despreocupamos.

En el rubro de la informática es bien notorio estas reglas, hace años las computadoras eran mas lentas por lo que debíamos ingeniarnos al hacer programas que aprovecharan lo mejor posible los recursos… con el tiempo las computadoras son más rápidas y ya no se le da tanta bola al tema de optimización (lamentablemente).

Ahora, lo interesante es que si usamos las reglas de la escasez en un marco abundante, vamos a lograr resultados óptimos. En el ejemplo de la informática, programas más rápidos.

Por eso siempre está bueno preguntarse que recurso abunda y tratarlo cómo si fuera escaso para aprender a valorarlo y sacarle más el jugo. Pero a veces si tratamos un recurso abundante cómo escaso podemos subaprovecharlo, por ejemplo nos conectaríamos a internet bajar el mail y lo leeríamos desconectado, cómo hacíamos hace unos años.

Lindo tema para reflexionar.